Tipos de préstamos y cómo elegir el mejor para ti

Hoy en día en el mercado existen muchos tipos de préstamos  destinados a aliviar las cargas económica de los usuarios. Sin embargo, tanta variedad de productos financieros puede suponer un embrollo en el momento de elegir cuál es el que mejor nos conviene.

No existe una única clasificación para categorizar los distintos préstamos. Podemos organizarlos de acuerdo a su plazo de vencimiento, o a la garantía que aportemos, según la entidad que nos lo conceda o la finalidad con la que lo solicitemos, por ejemplo. 

En este artículo explicaremos los distintos tipos de préstamos que existen, para que de esta forma sea más sencillo elegir cuál es el que mejor se adapta a nuestras necesidades. 

¿Qué elementos hay que tener en cuenta al solicitar un préstamo?

Antes de solicitar un préstamo es muy importante tener claros algunos conceptos, para evitar malentendidos y así estar seguros de elegir el mejor producto. 

Debemos tener en cuenta: 

  1. El capital. Es decir, la cantidad de dinero que queremos solicitar con el préstamo. 
  2. El interés. Esto es la cantidad de dinero que nos cobrará la entidad por prestarnos ese dinero. El indicador que se utiliza como referencia es el TAE (Tasa Anual Equivalente) y nos informa del porcentaje sobre el capital que estaremos pagando por un período de un año.
  3. Plazos de devolución. En este caso se debe tener en cuenta a qué cantidades mensuales podremos hacer frente. Cuanto más se alargue la vida del préstamo, más baja será cuota mensual, pero también estaremos más tiempo pagando intereses y comisiones. 

En este artículo de nuestro blog podéis encontrar información sobre cómo pedir un préstamo y qué aspectos se deben tener en cuenta. Pasemos ahora a categorizar los distintos tipos de préstamos. 

Tipos de préstamos según el plazo de vencimiento

Este es uno de los criterios al que más atención se presta en el momento de solicitar dinero a una entidad. Definirá el tiempo de vida del préstamo e inevitablemente va ligado tanto a la cantidad de dinero solicitada como a las cuotas mensuales a devolver. 

  • Préstamos a corto plazo. Se conceden por el plazo máximo de un año.
  • Préstamos a medio plazo. La vida del préstamo suele ser de entre uno y tres años.
  • Préstamos a largo plazo. Son préstamos cuyo plazo de amortización es mayor de tres años, por lo que normalmente las cantidades concedidas también suelen ser más elevadas. 

Tipos de préstamos según el tipo de interés

Es un criterio elemental a tener en cuenta cuando se solicita un préstamo, puesto que de esto dependerá lo que paguemos por esa financiación. Existen dos tipos de préstamos según el tipo de interés: 

  • Interés fijo: se pagarán los mismos intereses durante toda la vida del préstamo. 
  • Interés variable: como indica su nombre, el interés variará cada año. Esto será en función de la revisión del índice de referencia que se haya pactado más el diferencial (este sí es fijo) que haya marcado la entidad creditora.

Elegir uno u otro dependerá de las opciones que nos de la entidad financiera y también de la situación económica de cada persona. 

Tipos de préstamos según el destino o finalidad

Los distintos préstamos que existen también se pueden clasificar según su finalidad. Es decir, teniendo en cuenta para qué se va a utilizar el dinero solicitado. Se pueden categorizar en tres grandes grupos: préstamos para empresas o empresarios, préstamos personales o de consumo y préstamos hipotecarios. 

Préstamos a empresas

Es muy habitual que las empresas necesiten solicitar financiación, ya sea para solucionar problemas de liquidez, invertir en ampliaciones de negocio o iniciar proyectos nuevos. 

Hace unos años la única forma de acceder a préstamos para empresas era a través de entidades bancarias. Afortunadamente, actualmente existen nuevos modelos de préstamos, que suponen una fuente alternativa de financiación. Las empresas pueden encontrar financiación de las siguientes formas: 

  • Préstamos mediante fondos públicos o ayudas. 
  • Financiación P2P (Peer to Peer), muy habitual entre las startups. 
  • Financiación a través de crowdfunding o crowdlending. 
  • Préstamos mediante entidades financieras de capital privado.  

Los tipos de interés de los préstamos para empresas dependerán del tipo de préstamo y de las condiciones de quién los conceda. En este artículo encontrarás toda la información que necesitas para descubrir toda la financiación a la que pueden acceder pequeñas y medianas empresas. 

Tipos de préstamos con suitaprest

Préstamos para autónomos y emprendedores

En el caso de trabajadores por cuenta propia o emprendedores que estén poniendo en funcionamiento un negocio nuevo, conseguir préstamos bancarios puede ser realmente complicado. 

Sin embargo, de la misma forma que para las empresas, también han surgido formas de financiación alternativas que permiten a estos empresarios tener acceso al crédito. De esta forma, consiguen solucionar problemas de liquidez o invertir en aquello que necesiten para poner en marcha su idea de negocio. 

En este artículo puedes ver todos los tipos de financiación para autónomos que existen actualmente en el mercado. Y, en el caso, de que estés iniciando un proyecto propio, los préstamos específicos para abrir un negocio también te interesan. 

Préstamos personales o de consumo

Los préstamos personales o de consumo se destinan a financiar bienes materiales o servicios de consumo, se utilizan para sufragar necesidades concretas en un momento determinado . Esto puede significar desde comprar un coche hasta un préstamo para estudios o financiar un viaje, por ejemplo. 

Tipos de préstamos personales

Existen muchos tipos de préstamos personales, ya que se utilizan tanto para la adquisición de bienes como de servicios. Por eso las finalidades para los que se utilizan pueden ser muy variadas. Estos son algunos de los más habituales: 

  • Préstamos para estudiantes. Normalmente se utilizan para pagar matrículas a la universidad, financiar postgrados o másters. También los hay en forma de becas públicas. 
  • Préstamos para financiar viajes. Se pueden financiar a través de las propias agencias de viajes o se puede acudir a otras entidades financieras. 
  • Financiar una boda. Hoy en día los gastos derivados de celebrar una boda son muchísimos. Si además, también se piensa en la luna de miel, es bastante habitual solicitar un préstamo para poder llegar a todo. 
  • Comprar un coche. La mayoría de las personas que necesitan comprar un coche nuevo, lo hacen con financiación. Ya sea a través del propio concesionario o con entidades financieras externas. Si te interesa, en este artículo encontrarás información sobre cómo financiar un coche con ASNEF. 
  • Préstamos para reformas o comprar muebles. Tanto si se utiliza para el piso en el que se vive, como si es para una inversión, con los préstamos para reformas se puede dar un nuevo valor al inmueble.

Préstamos hipotecarios

Los préstamos hipotecarios se solicitan con la finalidad de comprar una vivienda o bien utilizar el valor de esta como garantía para acceder a financiación con cualquier otra finalidad. 

  • Préstamos hipotecarios para compra de primera vivienda.  La entidad bancaria acostumbra a conceder financiación por una cantidad que no supere el 80% del valor de tasación del inmueble. Además, la cuota mensual a pagar nunca puede superar el 35% del total del los ingresos del solicitante. Aquí encontrarás todos los requisitos que debes cumplir para que te concedan una hipoteca. 
  • Préstamos con garantía hipotecaria. Las financieras de capital privado como Suitaprest concedemos este tipo de préstamo con la finalidad de cubrir cualquier necesidad de liquidez de los solicitantes. El valor de tasación de la vivienda es suficiente garantía para acceder a nuestros préstamos y por eso podemos ser más flexibles con los requisitos de concesión. 

Tipos de préstamos con suitaprest

Tipos de préstamos hipotecarios

Los tipos de préstamos hipotecarios dependen del tipo de interés con el que se contraten. Como ya hemos comentado anteriormente, este puede ser fijo o variable. 

La principal ventaja de las hipotecas a tipo fijo es que la cuota mensual a pagar siempre será estable. Por otro lado, en el caso de las variables, los intereses dependerán del valor de un índice de referencia marcado (generalmente el Euríbor) más un diferencial fijo que marque la entidad.  Por lo que las cuotas cambiarán cada vez que se revise el valor de referencia (generalmente con carácter semestral o anual)

En este artículo te contamos las ventajas e inconvenientes de las hipotecas fijas o variables. 

Tipos de préstamos según quién lo concede

Los tipos de préstamos también se pueden clasificar según quién los conceda. 

  • Subvenciones y ayudas públicas

Son aquellas que concede el Gobierno o las entidades públicas, como por ejemplo los créditos ICO o las líneas ENISA. Su comercialización se realiza mayoritariamente a través de entidades bancarias. 

  • Préstamos bancarios

Son los que conceden las entidades bancarias de toda la vida. Los requisitos de concesión suelen ser bastante exigentes y dejan fuera a muchas personas o empresas. 

  • Préstamos de capital privado

Actualmente se han convertido en la mejor alternativa de financiación fuera del circuito bancario. Gracias a financieras como la nuestra, tanto personas como empresas pueden acceder préstamos online con más agilidad y rapidez que con un banco. 

Tipos de préstamos de capital privado que concede Suitaprest

Nuestro objetivo es llegar al mayor número de personas posible para ayudarlas a solucionar sus necesidades de liquidez. Por eso concedemos distintos tipos de préstamos online con garantía hipotecaria, adaptados a cada situación.  

  • Préstamos para la reunificación de deudas: para unificar todas las cuotas mensuales en un único pago y conseguir un mayor ahorro. 
  • Préstamos con ASNEF: en el caso de que estés en cualquier fichero de morosidad, te ayudamos a salir de él. 
  • Préstamos para empresas: tanto para empresas pequeñas y medianas, como para autónomos o emprendedores. 
  • Préstamos para pensionistas: siempre con la voluntad de ayudar a cuantas más personas mejor, en Suitaprest también ofrecemos préstamos para pensionistas. 
  • Préstamos sin nómina: Siempre que puedas acreditar unos ingresos fijos y regulares, como una pensión o el cobro de alquileres, en Suitaprest también te ofrecemos financiación. 
  • Préstamos para reformas: para poder darle una nueva vida a tu casa, piso o local. Ya sea como inversión o para disfrutar de tu inmueble. 
  • Préstamos para herencias: para hacer frente a todos los gastos derivados de una herencia, sin tener que renunciar a tus bienes. 
  • Préstamos para embargos y subastas: para ayudarte a cancelarlos de la forma más rápida posible. 

Si quieres solicitar cualquiera de nuestros préstamos, solo tienes que rellenar el formulario de solicitud de nuestra web y nuestros gestores se pondrán contacto contigo en menos de 24 horas.