Préstamos para abrir un negocio

Las razones para embarcarse en la aventura de abrir un negocio propio son muy variadas, pero si hay algo común en la mayoría de los casos es la preocupación por la financiación. Son muchas las personas que se preguntan si es posible acceder a préstamos para abrir un negocio. Por suerte hoy en día las posibilidades de conseguir ayudas económicas para abrir una empresa son muy variadas.

No son pocas las ideas que se quedan simplemente en eso: buenas ideas. Esto ocurre porque muchas personas no tienen la liquidez suficiente para dar el primer paso, con todos los gastos que esto supone. La inversión inicial para abrir un negocio propio puede llegar a ser muy elevada. Los gastos pueden ir desde la compra o alquiler del espacio, la maquinaria y materiales o el pago de los impuestos necesarios para su apertura, entre otros. Por eso  los préstamos para abrir un negocio están a la orden del día entre los empresarios que quieren ampliar sus líneas de negocio, o bien empezar un proyecto nuevo. 

¿Cómo obtener un préstamo para iniciar un negocio?

Aunque es cierto que la banca tradicional ofrece financiación para emprendedores, los datos muestran que difícilmente acaban otorgando préstamos para negocios nuevos. Muchas de las solicitudes hechas por emprendedores acaban siendo rechazadas ya que los bancos tienen menos confianza en emprendedores jóvenes o autónomos con ideas de negocio nuevas.

Préstamos para abrir un negocio con Suitaprest

La financiación en forma de préstamos para abrir un negocio es una de las opciones que utilizan las personas que quieren abrir una empresa propia y no tienen los ingresos necesarios o los ahorros para hacerlo. Los bancos acostumbran a solicitar bastante documentación, entre la que se debe presentar el proyecto de negocio y un estudio de la viabilidad del mismo. Además los requisitos acostumbran a ser los mismos que para pedir cualquier otro préstamo. A saber: no figurar en ninguno de los ficheros de morosidad del Estado, como Asnef o Rai, y el estudio de endeudamiento previo de la persona solicitante.

¿A quién solicitar préstamos para iniciar un negocio?

Como comentábamos al principio del artículo hay varias opciones para conseguir préstamos para iniciar un negocio. A continuación pasamos a detallar algunas de ellas:

  • Líneas de crédito ICO

Son líneas de financiación del Gobierno de España mediante las cuales el Instituto de Crédito Oficial concede fondos con la intermediación de las Entidades de Crédito. Estas son las que asumirán el riesgo de impago y se encargarán del análisis y viabilidad de la operación. Con las líneas de crédito ICO también se pueden solicitar préstamos para abrir un negocio o financiar proyectos de inversión.

  • Financiación bancaria

Esta es una de las opciones más comunes en el momento de querer iniciar un negocio. Existen muchos productos en el mercado financiero para dar apoyo a empresas nuevas y emprendedores. Hay que tener en cuenta, como ya hemos comentado anteriormente, que no todos los bancos creen en autónomos y jóvenes emprendedores sin una trayectoria empresarial sólida para ofrecerles sus líneas de crédito. Por eso conseguir un préstamo para iniciar un negocio a través de la financiación bancaria tradicional no siempre está al alcance de todos. 

  • Business angels

Otra opción que se presenta ante los impulsores de nuevos negocios son los business angels. Estos inversores privados dispuestos a colaborar con nuevos proyectos lo hacen esperando un retorno de la inversión bastante elevado y muchas veces es a través de participaciones de la empresa.

Pero son ellos los que toman la decisión de invertir en un proyecto u otro, y no al revés. Es por esto mismo que no todos los emprendedores tendrán la posibilidad de conseguir financiación para abrir un negocio por esta vía. Además, también se corre el riesgo de que el inversor se acabe implicando demasiado en la toma de decisiones y se pueda acabar perdiendo parte del control del proyecto. 

préstamos para abrir un negocio con Suitaprest

Préstamos para autónomos sin aval 

El problema con el que se encuentran la mayoría de emprendedores o autónomos en el momento de pedir un préstamo es que las entidades bancarias no les consideran buenos candidatos. Si no se dispone de unos ingresos fijos elevados y de un historial crediticio limpio, la mayoría de entidades solicitan algún tipo de aval extra para asegurar la devolución del crédito.

Para conseguir préstamos para emprendedores sin aval, la mayoría de jóvenes empresarios acaban decantándose por instituciones financieras innovadoras. Las entidades de capital privado como Suitaprest  pueden ser la mejor opción para conseguir préstamos para abrir un negocio, ya sea para emprendedores o para autónomos. 

¿Qué debes tener en cuenta al pedir préstamos para abrir un negocio?

Si quieres solicitar un préstamo para montar un negocio debes tener en cuenta todos los requisitos a cumplir para acceder a este. Nuestra recomendación es que antes de pedir un préstamo para abrir un negocio estudies detenidamente cada una de las opciones que te da el mercado y cuáles se adaptan mejor a ti. 

Primero debes tener claro el total de capital que necesitas para emprender tu negocio. Según las necesidades económicas que tengamos nos dirigiremos hacia unas entidades u otras y decidiremos si lo mejor es la financiación pública o privada.  

Por otro lado, es importante que te fijes en los intereses de este préstamo. Es decir, el porcentaje sobre el capital solicitado que tendrás que pagar por cada año de vida del préstamo. En el caso de los préstamos para negocios nuevos, también merece la pena tener en cuenta si tendrás que ceder participaciones de la empresa o dejar que alguno de los inversores entre a formar parte de la directiva y, por lo tanto, tome parte en los procesos de decisión. 

Otro factor a tener en cuenta son los plazos de devolución a los que vas a tener que hacer frente. Cuando se pide un préstamo para emprender un negocio es importante saber si podremos optar a algunos años de carencia antes de empezar a devolver las cuotas mensuales. De esta forma, nos aseguramos que durante los primeros años de vida de la empresa, no tendremos gastos añadidos a los que ya de por sí conlleva la apertura de un negocio. 

En este artículo os contábamos todos los detalles sobre cómo pedir un préstamo y los requisitos que se deben cumplir en la mayoría de casos. Una vez tengamos claro qué es lo que nos puede ofrecer cada tipo de financiación para abrir un negocio, podremos tomar la decisión sabiendo que es lo que más se adapta a nuestras necesidades. Aquí puedes ver las principales ayudas para emprendedores y cómo acceder a ellas. 

Préstamos para negocios nuevos con Suitaprest

Las empresas de capital privado como Suitaprest son una muy buena opción para solicitar préstamos para negocios nuevos, ya que somos mucho más flexibles con los requisitos a la hora de conceder las cantidades de dinero. Suitaprest ofrece préstamos para emprendedores y autónomos enfocados a abrir negocios nuevos y también para financiar deudas de empresas que ya están en funcionamiento. El préstamo es útil para avanzar liquidez de negocios en pagos a proveedores, nóminas o embargos de la seguridad social.

La principal ventaja de estos préstamos es que funcionan con garantía hipotecaria, lo que significa que no se necesita presentar ningún otro aval que no sea un inmueble en propiedad. En el caso de que dispongas de una vivienda o local en propiedad sin carga hipotecaria pendiente podemos solucionar tus necesidades de liquidez hasta 300 mil euros. De esta forma podrás llevar a cabo tu idea de negocio y desarrollarla sin tener la preocupación añadida de la falta de capital. Además, si lo necesitas, podrás optar a carencias de hasta 5 años. 

Si necesitas un préstamo para abrir un negocio rellena nuestro formulario y nuestros gestores se pondrán en contacto contigo para estudiar tu caso en profundidad y poder ofrecerte la mejor solución para ti y tu idea de negocio.